la pulga y la locomotora

Anónimos y cabreados

Sudoer Rise Up!

Las Tecnologías de la Información son un eufemismo. No nos dejemos apabullar por la neolengua. Bajo este nombre tan años 90 se esconde un negocio gigantesco, multinacional, corporativista, evasor de impuestos y tan especulativo como el que más: La Consultoría (también) es Mordor. Desterremos de una vez el romanticismo, las TIC no son cuatro frikis en un garaje ideando las herramientas del futuro. Las TIC de hoy en día son 10 multinacionales con un volumen de facturación brutal y una masa asalariada que, puesta en fila, daría la vuelta a Europa 17 veces.

Se trata del primer gran sector nativo neoliberal. Y eso explica muchas cosas. Por ejemplo, por qué se ha deslocalizado tan rápido. Por qué se juega tan hábilmente con el concepto de carrera profesional. Por qué las consultoras hacen y deshacen a placer, por qué son lobby desde la casilla cero. Y sobretodo, cómo se aísla con tanta facilidad a las personas, en un entorno superpoblado, de miles de profesionales. En el sector de las TIC no ha sido necesario desmovilizar a nadie, porque ni nació movilizado ni ha combatido colectivamente nunca.

Esos varios miles de personas mueven empresas con lamentables prácticas laborales, éticas y profesionales. Empresas que presumen de su “excelencia” y su “valor de la anticipación”, que promulgan a los cuatro vientos y sin vergüenza que “la actitud hace la diferencia” o “la gente importa, los resultados cuentan”. Detrás de toda esta parafernalia hueca se esconden equipos piramidales pésimos e ineficientes, BPOs cochambrosos y muchas horas extra no remuneradas, que están en la mente de todos. Se esconden muchos beneficios en la parte superior de la pirámide, que nunca filtran hacia abajo. Se esconden estrategias de RRHH y mercado basadas en exprimir a las personas, facturarlas al triple de su valor y crear la ilusión de que un sistema sin ningún tipo de QA es innovación pura. Para eso, hacen falta muchos PowerPoints.

El valor añadido de las consultoras jamás es el tecnológico. El trato para sus profesionales es el siguiente: o gestionas o desapareces. La tecnología es, simplemente, un argumento de venta. Ésa es la única cultura de empresa que conocen. Las TIC están en manos de analfabetos digitales y turbocapitalistas cocinados en ESADE. No hay sitio para ingenieros en ellas.

Se habla con frecuencia de “cárnicas” y es un símil perfectamente apropiado. La carne, el producto que se malvende, eres tú, te llames salchichón o pechuga. El ganadero es un Jefe de Equipo o similar. Pero el principal beneficio se lo llevan los distribuidores.

Ejemplificando: Un proyecto llave en mano de 1.000.000 de euros se resuelve con 6 personas: 3 programadores y 3 becarios. Tres meses. Eso arroja un saldo de 22.500 euros en sueldos (1.500 mensuales para los programadores, 1.000 para los becarios). El resto va para cubrir costes estructurales mínimos (licencias, amortización de equipos…) y ¿lo adivinan? Sí, “beneficios de distribución”. “El resto” son (si lo han ido calculando ya estarán con la cara dentro del retrete) nada menos que ¡977.500 euros! Subcontratando se podría llegar a los 980.000.

¿Crisis? ¡JA!

Definitivamente, hay gente sacando una tajada inmensa. Viviendo, en la parte alta de la pirámide, por encima de las posibilidades de sus trabajadores.

La subcontratación y la infracontratación (sean en factorías o, versión 2012, en local) tienen como único propósito un mayor enriquecimiento de los distribuidores, un aumento del capital ficticio, sin ningún valor añadido. Simplemente son horas más baratas, sueldos más precarios, a costa de un empobrecimiento aún mayor del producto final y de las personas que lo desarrollan.

Como suele pasar con estas cosas, la culpa no siempre es de otros. Durante años, el modelo se ha basado en profesionales individualistas, desvinculados de sus compañeros y con una venda en los ojos que encima se pusieron ellos mismos según salían por la puerta de la Universidad. Homo informaticus autoengañados y mirando desde su atalaya privilegiada cómo explotaban otras burbujas, que nunca eran la suya. Sin embargo, durante los últimos dos o tres años, el modelo ha cambiado radicalmente. Las mentiras de las TIC han dejado de ser creíbles para sus empleados, así que la estrategia ha dado un vuelco importante y las TIC se han quitado definitivamente la máscara y debajo estaba el Chupacabras, la precarización, los EREs, el reparto de sopapos y la reiterada inyección de miedo entre los siervos.

Bien. Pues hasta aquí.

Incluso con la masa becarial totalmente asustada, los sudoers y los technical architects de este país han tomado finalmente la iniciativa. Los APs han descubierto lo que significaba la A, y los Ps les han dicho a sus gestores que se metan las horas extra por donde les quepan. Las factorías gritan que su carne está muy viva y que se acerquen si se atreven a sus pezuñas. A los DBAs se les han hinchado los Oracles y están a punto de estallar. Y le han puesto fecha: El #30J.

Quien tiene el password del admin ríe el último.

Root nos asista.

Anuncios

10 Respuestas a “Sudoer Rise Up!

  1. victorhck junio 28, 2012 en 4:06 pm

    Dándole eco!
    Nadie se resiste a esto:
    # sudo “manifestación”

    Saludos!

  2. BecarioEnfadado junio 28, 2012 en 9:08 pm

    ¿1000€ para los becarios? Ya podía ser cierto…

  3. Spencer__Tracey junio 29, 2012 en 2:39 pm

    Por el amor de Dios. Lo has clavado.

    Sigamos dandole a la tecla para escribir artículos como éste y esto lo derrumbamos sí o sí, sin ifs.

    ¡ Nos vemos mañana 30J en la mani contra los abusos en informática en Tirso de Molina 12:00 !

    (También en BCN, Laietana con Catedral 11:30 y Zgz, San Miguel 12:00)

    Dios salve a la Reina.

  4. Manuel junio 29, 2012 en 7:47 pm

    Galicia acaba de publicar una tarifa orientativa de salarios, el problema y la pena es que no es oficial, porque a más de un empresario se le caería la mandíbula hasta el piso, porque pagan a sus informáticos técnicos y profesionales, menos de lo que tendrían que pagar al recepcionista.
    http://www.vitaedigital.com/docs/o_416_f_344.pdf

  5. franciscojzudaire junio 29, 2012 en 10:38 pm

    cuánta verdad condensada en este artículo, felicidades. más sobre los paganos de siempre: tiemporevuelto.wordpress.com

  6. txemurri junio 30, 2012 en 10:45 pm

    Razón llevais: como diría Yoda.

    Las consultoras han sabido ver el negocio interno, que no es otro que convertirse en proveedores de identidad de sus empleados: te voy a decir quién eres y, por tanto te pago menos. Pero eso sí, vais a vivir como si lo tuvierais más grande.

    Es muy curioso lo que decíais de los chupacabras, porque aquí se le ha estado sacando pasta en consultoría hasta a proyectos free. Que me pregunto yo que piensan determinados desarrolladores que han hecho algo sin ánimo de lucro de ver cómo otros cobran sus consejos a precio de oro. Un informático de verdad tiene un parecido mayor con Stallman que con un consultor, me da la impresión. Creo que este modelo de negocio se tiene que acabar ahora que estamos en crisis, porque no se puede seguir pagando esos dinerales hoy en día.

    Y sin embargo, nuevas nubes aparecen en lontanza. Uno de los puntos fuertes de nuestro sector es la asociación gremial donde se comparte la información y favorece el surgimiento de ideas alternativas, etc. Pero frente a esto encontramos algunos puntos espinosos:

    – Lo de tengo una idea/proyecto y lo pongo en marcha es la zanahoria del burro ( == el sueño americano). Para poner cualquier tecnología en el mercado (incluidas las web) hace falta una inversión importante.

    – El open source ha diferido/divido peligrosamente del software libre y se está dejando engatusar por tener imagen. Antes era “eres ” y ahora es tengo un mac, soy muy trendy, voy de freelance y viajo mucho. Al fin y al cabo que me den un rol que mola.

    – El buenismo de compartir lo que sabemos se lo deja tirado a los que nos montan las infraestructuras para robar las ideas en su origen. Por lo tanto, el elemento fundamental para competir en tecnologías innovadoras únicamente es la velocidad de desarrollo. No existe manera alguna de proteger la idea, salvo sacarla al mercado antes que nadie.

    Así que aunque sepamos hacer algo, mi pregunta es: ¿merece la pena hacerlo/venderlo?

  7. ProgramadorEstafado julio 2, 2012 en 6:38 am

    1000 euros para los becarios y 1500 para los programadores? de que ciudad estamos hablando? Zaragoza: mi primer trabajo. Categoría según el contrato: codificador informatico. Sueldo: 680 euros al mes (sin ser becario). Zaragoza, mi segundo trabajo. Categoría según el contrato: Programador Junior. Sueldo: 900 euros al mes. Cual será el siguiente?
    Todo ello neto y con 14 pagas, pero…

  8. Pingback:Comercio justo (¿sólo?) « Aún se puede decir algo más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: